Menu Cerrar menu
Club de fans de Riquelme
¿Cuánto sabes de Riquelme?

Wanchope Ábila se despachó en contra del delantero colombiano tras la victoria de River Plate en el partido de ida de la semifinal de la Copa Libertadores.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
03 de octubre de 2019
semana.com
Esto fue lo que dijo.

En el partido de ida de la semifinal de la Copa Libertadores entre Boca Juniors y River Plate, el conjunto millonario tomó una cómoda ventaja imponiéndose 2 a 0 en el estadio Monumental de Núñez.

Pero como es común en el superclásico, la polémica estuvo presente y tuvo a un colombiano como protagonista.

La jugada clave del encuentro se presentó cuando apenas transcurrían 5 minutos del partido y Rafael Santos Borré cayó en el área. Los encargados del VAR notificaron al árbitro de la acción y en la revisión se evidenció un contacto de Emmanuel Más sobre el colombiano.

El mismo Santos Borré cobró el penal y adelantó a su equipo 1 a 0. En la segunda parte Ignacio Fernández logró el 2 a 0 para asegurar una importante diferencia de cara al juego de vuelta en La Bombonera.

Al final del partido, el más crítico de los jugadores del equipo Xeneize fue Wanchope Ábila que manifestó que los jugadores de River “entrenan para simular faltas”.

“Fue un partido raro. Sabíamos que Borré, Palacios y De La Cruz entrenan para simular faltas”, dijo el delantero al culminar el encuentro.

Ahí no pararon las acusaciones del polémico artillero, que aseguró que a River siempre lo favorecen los árbitros. 'Siempre en cada fase hay un penal para River. Y siempre llaman al VAR, parece que tienen mucho crédito en el teléfono. Es difícil así. Se mide todo con distinta vara'.

“Se ve que están con crédito en el teléfono los del VAR porque llaman siempre”, ironizó Ábila.

Gustavo Alfaro fue más diplomático pero también manifestó que los jugadores del equipo dirigido por Gallardo acuden a generar contactos para generar penales.

“Le mostré videos a los muchachos de como los jugadores de River buscan el penal y cómo se tiran permanentemente”. “Siempre buscaron la falta, por eso evitábamos los roces y el contacto”.

Carlos Tévez no habló pero sí hizo un gesto que acaparó la atención de la prensa argentina. El jugador más representativo de Boca hizo un ademán con el que pareció querer decir que el partido estaba comprado y fue captado por las cámaras de la transmisión.

Las palabras quedarán a un lado y todo se definirá en la cancha el próximo 22 de octubre en el estadio de La Bombonera donde Boca buscará remontar y evitar otro golpe en el Clásico del Cotinente.

¿Cuánto sabes de Riquelme?