Menu Cerrar menu
Club de fans de Riquelme
¿Cuánto sabes de Riquelme?

Hace 27 años, el Xeneize dejó atrás al Millonario en cuartos de final del antiguo certamen sudamericano gracias a la gran estirada del Mono y la complicidad del poste izquierdo.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
13 de octubre de 2021
tycsports.com

Al margen de la goleada 3-0 en la Copa Libertadores 2000 con el famoso “muletazo” de Martín Palermo y el triunfo en la edición 2004 que tuvo la “gallinita” de Carlos Tevez, si hay una eliminación a River que recuerdan los hinchas de Boca esa es la de la Supercopa 1994.

Un día como hoy, 13 de octubre, pero de hace 27 años, el Xeneize dejó atrás al Millonario gracias a una notable estirada de Carlos Navarro Montoya en los penales.

Después de un partido de ida sin goles en el Estadio Monumental, los dos históricos rivales debían dirimir en el terreno de juego de La Bombonera la clasificación a las semifinales del antiguo torneo que dejó de desarrollarse en 1997.

La vuelta de la serie comenzó favorable para el conjunto local dirigido por César Luis Menotti. A los seis minutos de la primera etapa, Luis Alberto Carranza se sacó a su marcador de encima, gambeteó al arquero Germán Burgos y, con el arco a su merced, convirtió el 1-0.

Sin embargo, la visita comandada por Américo Rubén Gallego entró encendida en la segunda mitad y logró igualar la historia en su primer avance, a través de un tiro libre preciso de Enzo Francesoli. Poco y nada pudo hacer Navarro Montoya, aunque minutos más tarde sería decisivo para sacar adelante un Superclásico histórico.

La paridad se extendió hasta la definición desde los doce pasos. Tanto los ejecutantes de Boca como de River se mostraban implacables y la serie parecía nunca acabar. Hasta que, con el marcador 4-4, el Mono voló hacia su izquierda, le atajó el penal a Sergio Berti y, tras la ayuda del poste, desató la locura de las miles de almas que sufrían en las tribunas.

La responsabilidad de cerrar el encuentro recayó en los pies de Fernando Gamboa, quien, lejos de ponerse nervioso, reventó el ángulo izquierdo de Burgos con un disparo furibundo y logró la clasificación azul y oro a las semifinales de la Supercopa.

"Tuve la suerte de vivir esa histórica eliminación en La Bombonera. Son hechos que inmortalizan y si bien todo el mundo se queda con la tajada del final en el último penal, mi sensación es que llegamos a esa definición porque tuve un grandísimo partido", aseguró décadas más tarde el exarquero en la radio online Conexión Abierta.

El historial de Boca vs. River en los penales

Tan solo cinco veces el Superclásico debió dirimirse en los penales y, en consonancia con la historia, el conjunto de la Ribera lleva amplia ventaja sobre los de Núñez, con cuatro alegrías y solo un tropiezo, justamente el primero de la lista. Fue en la insólita temporada 1988/89, cuando los partidos empatados se definían con tiros desde el punto de cal y el ganador sumaba un punto extra: aquella jornada, Ángel Comizzo atajó tres disparos y se convirtió en el único arquero millonario en lograr esa marca.

Los festejos de Boca se dieron calendarios más tarde y en citas con mayor trascendencia. En la Supercopa 1994, el equipo azul y oro se tomó revancha y superó a su eterno rival gracias a la ejecución precisa de Fernando Gamboa, luego de que Fernando Navarro Montoya le contuviera su remate a Sergio Berti.

También se impuso en las semifinales de la Copa Libertadores 2004: tras el 2-1 agónico (fue el 2-2 en el global), Roberto Abbondanzieri se hizo inmenso entre los postes del Monumental y le desvió el intento a Maximiliano López para que Boca se metiera en la final del máximo certamen del continente.



El penúltimo enfrentamiento por penales ocurrió hace un puñado de meses y también se quedó en la vereda xeneize: Agustín Rossi le ahogó los gritos a Leonardo Ponzio y Fabrizio Angileri y fue el héroe de la clasificación a la siguiente fase de la Copa Liga Profesional.

La serie más fresca entre ambos sucedió en los octavos de final de esta Copa Argentina, y la volvió a ganar Boca. Fue 4-1, gracias a los tantos de Marcos Rojo, Juan Ramírez, Cristian Pavón y Carlos Izquierdoz. Agustín Rossi le atajó el primer penal a Julián Álvarez y Braian Romero falló el suyo.



Riquelme en YouTube
Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
¿Cuánto sabes de Riquelme?