Menu Cerrar menu
Club de fans de Riquelme
¿Cuánto sabes de Riquelme?

Tras la muerte de su madre por Covid-19, el uruguayo quiere regresar a Sudamérica para estar cerca de su familia y su deseo es ponerse la azul y oro.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
07 de abril de 2021
goal.com

No es atípico que los jugadores expresen sus deseos de vestir alguna camiseta en particular en algún momento de sus carrears. Tampoco es tan extraño que lo hagan estando en Europa.

Sin embargo, lo que hizo Lucas Torreira rompió todos los esquemas: no solo manifestó expresamente sus ganas de jugar en Boca, sino que, con tan solo 25 años y aún brillando en Europa, dejó más que en claro que quiere concretar su sueño lo antes posible.

El volante de la Selección uruguaya, que está cedido por Arsenal en Atlético de Madrid, sufrió la muerte de su madre por el COVID-19 el martes 30 de marzo, viajó a su país para acompañar a su familia y sorprendió al confesar su deseo de sumarse al Xeneize para estar más cerca de los suyos: "Me muero por jugar en Boca, siempre lo voy a decir, no solamente por mi momento personal. Si no es ahora, en junio o más adelante. Le dije a mi representante apenas falleció mi mamá: "Yo no quiero volver a Europa, quiero jugar en Boca". Me tira el pueblo y estar con mi familia. Me fui muy joven. Poder ayudar, estar cerca de mi familia y de mi casa... Eso estando en Europa no pasa", contó el mediocampista 48 horas después del fallecimiento de su mamá Viviana.

Apenas el charrúa salió a los medios de comunicación, el mundo azul y oro quedó completamente revolucionado. Y el propio jugador se encargó de seguir manteniendo viva la llama de la ilusión: "Riquelme me llamó después de la entrevista, siempre hablo con él. Me agradeció por hablar bien del club y mandó saludos para mi familia en este momento. Nunca me planteé venir a Uruguay, no es una idea que tenga, mi intención siempre ha sido muy clara de venir a Boca", aseguró Torreira este domingo 4 de abril en diálogo con el programa Polideportivo de su país.



Unos días antes, el viernes 2 de abril, el padre del jugador también habló públicamente del tema y no anduvo con vueltas: "En el fútbol, todo es dinero. Cuando el otro quiere cobrar, alguna chance te da para pagar. Esto es simple: ¿lo quiere Boca? Tomen un avión, agarren un teléfono y empiecen los movimientos. Si tienen ganas de hacer el esfuerzo, con Arsenal llegarán a un acuerdo". Y, en diálogo con TyC Sports, reconoció que le recomendó a su hijo que haga el esfuerzo para llegar: "Después del sepelio le dije que los millones sirven muchísimo para vivir cómodo y que para una familia que nunca tuvo nada, es maravilloso. Pero nosotros perdimos lo más importante que teníamos en la vida, que deje los aviones y los helicópteros para otros y disfrute de la vida, porque esto te da golpes cuando menos lo pensás. Es ahora o nunca. Si quiere venir, que se venga pronto".

Sin embargo, más allá de ese ultimatum que pareció darle, horas más tarde advirtió que su hijo podría tener otro destino en Sudamérica que, aunque no es el que el más desea, le permitiría también estar mucho más cerca de su familia: "Obviamente que es la primera opción para él, pero yo ya recibí otros llamados de equipos brasileños por si lo de Boca no se da. Está sufriendo mucho estar solo allá en Europa".

¿QUÉ TIENE QUE PASAR PARA QUE TORREIRA LLEGUE A BOCA?
Más allá de la voluntad manifiesta del jugador, detrás de su deseo hay un club que tiene la propiedad de su ficha deportiva y no la regalará: los Gunners cedieron al mediocampista al Atleti con el deseo de revalorizarlo y no lo dejarán ir sin percibir dinero. A eso, además, hay que sumarle la cuestión salarial, donde Boca no tiene demasiado por ofrecer en comparación con lo que el uruguayo podría ganar en el Viejo Continente. Por eso, el propio Torreira fue quien sugirió una salida: "Ojalá los equipos se pongan de acuerdo y se dé un año a préstamo. Sé que para Boca puede ser mucho dinero, pero yo haría fuerza para ir. Todo depende de ellos, mi decisión no pasa por el dinero, ofertas no me faltan".

Tras la autorización del Colchonero para acompañar a su familia, el charrúa se reincorporará este jueves 8 al plantel de Diego Simeone para afrontar el tramo final de la temporada. Una vez que finalice LaLiga y se termine su cesión, llegará el momento de sentarse con Arsenal y plantear formalmente su voluntad, que deberá ser acompañada por una oferta de parte del Xeneize, que tiene decidido en los próximos días enviar a Londres la primera demostración de interés concreto y consultará en qué condiciones podría efectuarse el préstamo.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
¿Cuánto sabes de Riquelme?