Menu Cerrar menu
Club de fans de Riquelme
¿Cuánto sabes de Riquelme?

Por su garaje han pasado una buena cantidad de coupés y superdeportivos de distintas épocas.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
09 de diciembre de 2020
mundodeportivo.com

A pesar de sus orígenes humildes, Diego Armando Maradona era un hombre de caprichos caros. Y entre ellos estaban, cómo no, los coches.

El astro argentino contaba con una impresionante colección que haría las delicias de cualquier amante del motor y en su garaje se encontraban auténticas joyas, muy icónicas. Desde Ferraris hasta tanques de guerra, el legendario futbolista había adquirido autos de valor incalculable, y lo que es más importante, con historias icónicas detrás.

Por su garaje han pasado una buena cantidad de coupés y superdeportivos de distintas épocas, tanto durante su carrera futbolística como también después, aunque su colección ha ido mucho más allá para albergar creaciones modificadas e incluso vehículos mucho menos “convencionales” como un camión o un colosal 4x4 anfibio.

Estos son sus coches más emblemáticos:

Porsche 924

El primer coche del argentino fue un Porsche 924 de color negro, con un motor cuatro cilindros de dos litros y 125 caballos de potencia. Por entonces Maradona tenía 19 años y era reconocido por ganar el Mundial Sub’20 en Japón. Vendió su Porsche en 1982. Y en el año 2018, se llegó a pedir en una subasta por este vehículo hasta 600.000 euros.

Mercedes-Benz 500 SLC

El diez argentino recibió una unidad roja del mítico coupé alemán como regalo de los hinchas de Argentinos Juniors en 1980. Cuenta la historia que lo habrían comprado en el concesionario de Juan Manuel Fangio, el legendario piloto argentino. El auto, del que solo se fabricaron 1.133 unidades, tenía un motor V8 de 237 caballos y se convirtió en una pieza de colección.

Fiat Europa 128 CLS

El 24 de diciembre de 1982 Maradona compró su primer 0 km, color crema. Lo adquirió antes de marcharse de Boca Juniors al Barcelona. Para ese entonces, ya era reconocido en todo el mundo. Vendió el 128 en 1984 y la última vez que supo de este coche fue en 2009, cuando fue localizado en Salto, Buenos Aires. Para ese entonces, se encontraba en un estado de conservación impecable.

Dos Ferrari

Maradona revolucionó al fútbol italiano con su llegada al Napoles. El argentino llegó al club y para acompañar su éxito, pidió a su representante Guillermo Cóppola 2 Ferrari, pero la condición era que debían ser negros.

Renault Fuego GTA Max

En 1991, después de un episodio que dio la vuelta al mundo que mostraba al astro cabizbajo y esposado, acusado de la posesión de medio kilo de cocaína, se compró un Renault Fuego GTA Max 0 kilómetro. Tenía un motor 2.2 con 123 caballos de potencia y era el auto de fabricación nacional más veloz de su época: 198 km/h.

Dos Ferrari más

En 1995, Maradona regresa a Boca Juniors y decide hacerse con dos F355 Spider, esta vez rojos, y equipados con el mismo motor V8 de 3.5 litros y 380 caballos. Uno de ellos fue subastado por el propio futbolista en 2005 por 556.000 euros y terminó incautado por el estado argentino en 2018 tras un operativo contra el clan Loza en el que se incautaron a la banda 25 vehículos.

Un camión Scania

En 1997, Maradona sorprendía a todos al acudir a los entrenamientos con un camión Scania 360 azul, modelo 113H, conducido por él mismo. Fue un regalo de la compañía Lo-Jack, aunque él se había comprado uno similar en color negro.

Dos MINI

Años después, y como preparación para el Mundial Sudafrica 2010 como director técnico de la selección argentina, Maradona decidió rotar sus recorridos entre un MINI Cooper S Hot Pepper de 2005 y un MINI Cooper S de 2009.

BMW i8 de propulsión híbrida

En su etapa como entrenador tuvo también un increíble BMW i8 que combina un motor a combustión con otro eléctrico, capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 4,4 segundos y alcanzar los 250 km/h.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
¿Cuánto sabes de Riquelme?