Menu Cerrar menu
Club de fans de Riquelme
¿Cuánto sabes de Riquelme?

En las últimas horas comenzaron a presentar síntomas y el plantel está cada vez más diezmado.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
02 de septiembre de 2020
elintransigente.com
Boca está viviendo horas realmente dramáticas luego de que se detectara que la mitad del plantel tiene síntomas de coronavirus.

Se habla puntualmente que 14 jugadores y 5 miembros del cuerpo técnico estarían infectados con Covid, razón por la cual todos deben permanecer aislados sin poder entrenarse hasta la realización de los nuevos hisopados. El jueves será el día clave para determinar la cantidad de real de contagiados dentro del Xeneize.

En la mañana de hoy todos los miembros de la delegación se sometieron a un nuevo hisopado, por lo que habrá un panorama mucho más amplio. El caso es que en las últimas horas más futbolistas presentaron síntomas relacionados con la pandemia, lo que deja al plantel mucho más diezmado. Los nuevos sospechosos de estar contagiados con Mateo Retegui, Mauro Zárate, Gastón Ávila y el primer ayudante de campo de Russo, Leandro Somoza.

Ahora mismo parece que son más los que están infectados de los que están sanos, y no se sabe si los que hasta hoy no presentan síntomas resultarán en futuros positivos dentro de esta semana. Todo esto sin dudas que trae un problema mayúsculo teniendo en cuenta que falta sólo 15 días para el partido de Copa Libertadores. De esta manera, si los implicados logran negativizarse en las próximas dos semanas, llegarán al partido sin entrenamientos previos.

Cabe destacar que Conmebol no tiene pensado dar ningún tipo de concesión. En su reglamento se estableció que las listas de buena fe pasaron de 30 jugadores a 40, y que si un equipo no puede presentar al menos siete futbolistas en campo directamente perderá los puntos. Ahora mismo hay cierto malestar en la Confederación Sudamericana con lo que sucedió en el Xeneize, ya que consideran que el club de la ribera no cumplió como se debía el protocolo.

Ruben Argemi, médico de Boca, habló públicamente en diferentes medios y aseguró que fallaron puertas para adentro. «Fuimos un poco permisivos en algunas áreas del entrenamiento», aseguró. Dentro de las equivocaciones está por ejemplo que los jugadores fueron colocados en habitaciones en grupos de dos, cuando sólo se permitían dormitorios individuales. No sólo se trata de los jugadores, sino de la gran parte del cuerpo técnico, y Russo por ser factor de riesgo se marchó a aislarse a su casa.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
¿Cuánto sabes de Riquelme?